Punto crítico: ¿hacia dónde va la sociedad civil española?

I. Landero

Quiero hacer unas reflexiones sobre nuestra sociedad civil que englobarán a nuestra Fundación Civil, como parte integrante de la sociedad civil española. Por eso, mis comentarios van más allá de lo que pueda significar la Fundación Civil: abarcan a ésta, pero quisiera fijarme sobre todo en toda nuestra sociedad civil, de la cual la Fundación Civil forma parte importante.

Creo que nuestra sociedad civil está llegando a un punto crítico, a un punto de inflexión, a una encrucijada en la que se ofrecen diversos caminos o alternativas. Expondré éstos, y luego, que cada cual decida. Porque lo decisivo es que creo que la sociedad española es consciente de que la interacción de todos sus componentes, necesariamente dará origen a nuevas estructuras.

Para esto, el acicate externo creo que serán la actual crisis, por un lado y, por otro, el ver cómo las herramientas o soluciones hasta ahora usadas por nuestros partidos políticos no dan resultados palpables. Gane quien gane en las próximas elecciones, creo que la constatación por todos acerca de la inutilidad de las soluciones clásicas propuestas por nuestros políticos será la causa desencadenante que hará que lo que denominamos aquí el Sistema, alcance un punto crítico que le haga cambiar sus estructuras y su comportamiento. Creo que estamos en vísperas de un salto cualitativo hacia una nueva fase, y aquí viene el papel que nuestra sociedad civil puede y debe representar en el mismo. Habrá fluctuaciones críticas que nos llevarán a estos cambios profundos.

Cuando oigo voces que dicen que “no hacemos nada”, que “sólo estamos en el bla, bla, bla”, sonrío y me acuerdo de lo que decía el gran científico alemán Max Planck: “Dem Anwenden muss das Erkennen vorangehen” (a la acción práctica debe preceder el conocimiento). Las ideas/valores son lo primero, lo esencial. Y aquí viene el papel de la sociedad civil, en orden a generar ideas y valores.

Se le ha denominado a la sociedad civil “nuestra última y mejor esperanza.”Pero, ¿qué es la sociedad civil y cuál es su función? En las posibles contestaciones a estas preguntas están implícitos los distintos caminos que se ofrecen a la sociedad civil.

Una primera teoría considera a la sociedad civil como una parte de la sociedad, aquella formada por asociaciones voluntarias, diferentes a las familias, empresas o Estado. En este aspecto estructural se fijó Alexis de Tocqueville cuando arribó a los Estados Unidos. A la pregunta de si la sociedad civil debe estar fuera del Estado, contra el Estado, o a favor del Estado, se ha respondido con tres concepciones de la sociedad civil. La representada por Tocqueville ve a la sociedad civil fuera del Estado, como ámbito de libertad social –fue el caso, por ejemplo, del movimiento Carta 77 en la Checoslovaquia comunista–.

La sociedad civil contra el Estado es la concepción de Gramsci, la que siguió por ejemplo el sindicato polaco Solidaridad. Y la tercera concepción, basada en Hegel, piensa que la sociedad civil debe colaborar con el Estado.

En la concepción estructural entran las Civil Society Organisations (CSO), en oposición al concepto de ONG, o incluso de las denominadas GINGO o GONGO (Government Interested/Organised Organisations). El concepto de CSO (Organizaciones de la Sociedad Civil) responde al intento de separar a éstas de las organizaciones que defienden puros intereses. Y aquí llegamos al meollo de la cuestión, que es ver a la sociedad civil, no como un mero conjunto de asociaciones, sino, sobre todo, como una arena, esfera o espacio público donde la sociedad es capaz de deliberar y preocuparse por el bien común; donde se produce la emergencia de valores sociales y donde se oyen voces que no deben estar ausentes del debate sobre el futuro de la propia sociedad. Voces diferentes a las del Estado y a las del mercado. Voces que representen valores cívicos.

Para que exista ese espacio público es preciso un sano ecosistema asociativo porque, en esencia, la sociedad civil se basa en la acción colectiva, no individualista; acción que es a la vez creativa y basada en valores.

La sociedad civil es así un vehículo práctico para la generación y transformación de valores sociales, un espacio donde se pueden generar y debatir soluciones alternativas a los problemas sociales. Donde los ciudadanos puedan contribuir al diseño de su futuro, en unas actuaciones que van más allá de las votaciones periódicas. Si ese espacio público está dominado sólo por determinadas concepciones o ideas, y si en él no se permite la aparición de puntos de vista alternativos, por silenciamiento o exclusión, entonces el interés público sufre. Por eso son imprescindibles espacios públicos que cuenten con la presencia de voces independientes, capaces de acoger a los disidentes y capaces de generar amplios movimientos sociales y consensos democráticos que supongan nuevas soluciones a los problemas colectivos.

Si la sociedad civil española no consiguiera crear esos espacios públicos de libertad, entonces podríamos estar en lo que denuncia Mario Vargas–Llosa en su discurso conmemorativo del 35 aniversario de la aparición del diario El País: “Nada refleja mejor la pérdida de libertad de un país que esa prensa monocorde, que repite como una simple correa de transmisión las consignas del poder oficial”. En positivo lo enunció en su discurso Juan Luis Cebrián: “El funcionamiento de una democracia fuerte precisa de instrumentos de opinión pública que se alcen contra los abusos del poder y ejerzan la crítica y la denuncia. Una sociedad civilizada es aquella capaz de controlar y dirigir los cambios, y no perecer en la turbamulta que generan.”

En éstas se encuentra afanada la Fundación Civil, en contribuir a crear una convivencia mejor y más ordenada entre los españoles. Ahí es nada.



Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook Email

44 Responses to “Punto crítico: ¿hacia dónde va la sociedad civil española?”

  1. Excelente artícuo querido amigo Landero.
    Con tu permiso lo copio para que sirva de “germen” de la Pataforma Civico-social que pretendemos constituir pasadas las elecciones locales en nuestro pueblo. Ciertamente los vehículos tradicionales de la participación popular han sido devastados y denostados, sobre todo por el Sistema que se ha autoinmunizado y por la “casta política”. Por eso consideramos que dichas plataformas son los vehículos idóneos, tanto para una discusión o debate sin ideologias y un medio de participación igualmente sin ideologías o corsés partidistas, para los ciudadanos de la vida pública. La sociedad encierra grandes valores, grandes conocimientos, grandes personas, pero a la sociedad la han maniatado, es hora de soltarse.

  2. toda nuestra sociedad civil, de la cual la Fundación Civil forma parte importante.” Te equivocas Ignacio, dado que, la FC ha de aspirar a ser el engranaje (mira la imagen que acompaña al texto y debería fijar su mensaje) de la propia Sociedad Civil y no, una “parte”; por una sencilla razón: No existe el “todo”, por eso la FC no puede parte de la “nada”. No te engañes Landero. No hay Sociedad Civil en España, hay que crearla, hay que encontrarla, fomentarla, ya no darla a conocer sino ayudarla a que ésta se reconozca como tal a sí misma para que salga a la palestra pedaleando, pero engranada por Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC) como la FC. Un apunte: OSC son las siglas correctas dentro del mundo de la Universidad Iberoamericana (Sudamérica y Centroamérica). Te recomiendo los libros e informes del Doctor en Politología argentino, Carlos Hugo Acuña. Te gustará Ignacio. Para que no te desanimes y comprendas la ardua tarea que queda por delante, te dejo únicamente un apunte de su tesis subyacente: “La participación política y el interés por los asuntos públicos no condensan todas las virtudes humanas ni reflejan siempre las superiores.” (La incidencia política de la sociedad civil, Carlos H. Acuña y Ariana Vacchieri; Buenos Aires: Siglo XXI Editores Argentina, 2007).

    • RIMOR Responder 1 mayo 2011 en 23:39 Si conocemos un poco el funcionamiento de una bicicleta profesional observamos que el engrane grande delantero donde se apoyan los pedales se llama plato y en la rueda trasera se encuentra el piñón que es el engrane pequeño.
      Cuando el piso es llano el ciclista aplica el plato (ruleta delantera) grande y el piñón trasero, pequeño, con pocas pedaladas avanzas a gran velocidad pudiendo alcanzar velocidades superiores a los 50 km/h, cuando el terreno se empina y se pone cuesta arriba, el ciclista hace los cambios adecuados ya que si nos los realiza se tendría que parar porque no puede mover ese desarrollo tan grande, y el cambio de plato y piñones adecuados implica dar mas pedaleadas con menos esfuerzo, lo que en llano era una pedalada completa ahora, subiendo se convierten en dos pedaladas para avanzar la misma distancia, esto implica que el plato delantero se hace mas pequeño y el piñón trasero se hace mas grande por lo que tienden a igualarse, a mas dificultad mas igualdad en el diámetro de ambos.
      El ciclista representa a la masa obrera, la fuerza bruta, generadora del movimiento, si a esta fuerza motriz le quitamos efectivos la velocidad será menor claro vamos por llano, y parece no notarse, pero un ciclista que empieza a perder fuerzas empieza a cambiar los engranes y en principio aumentará el piñón trasero, este piñón trasero, es en nuestro caso la banca, se niega a hacer el cambio y se mantiene con el piñón pequeño, entonces el ciclista aplica el cambio en su plato delantero, bajando su diámetro, en nuestro caso los sindicatos aplican, eres, se tragan las reformas sociales que redundan en recortes sociales etc.
      Con cinco millones menos de trabajadores, el ciclista aplica menos fuerza en sus pedaleadas, y con el piñón pequeño trasero que la banca no deja ni tocar, la velocidad ha descendido, (estamos por terreno liso) y el ciclista se empieza a cansar.
      De repente el terreno cambia y la carretera se mete en terreno montañoso, si la banca no cede y no sube uno o dos piñones, el ciclista se verá obligado a seguir bajando su plato delantero al mínimo, lo que se haría con la aprobación de mas recortes, lo que seguiría incidiendo en la población de a pie, trabajadores, pequeños empresarios, jubilados, empleados públicos etc.
      El pobre ciclista se las ve y las desea para subir, el puerto, con un tiempo lluvioso y tormentoso, al ponerse el chubasquero nota una carga trasera, no se ha dado cuenta hasta ahora, tiene un sillín trasero, en el que alguien a quien muy bien conoce, viaja cómodamente dentro de las limitaciones de una bicicleta, con su ropa de agua, su ipod, su mochila con su comida y bebida…….
      Cuando el ciclista se percata a quien representa, y la carga que le supone……..
      La pregunta es:
      ¿Qué hará el ciclista?

      R. Ponce Responder 2 mayo 2011 en 6:43 Hola Rimor,

      El ciclista no tiene opción, o pedalea o le quitan la bicicleta. Eso sí, antes de quitarle la bicicleta, le prometerán una y mil veces que la cuesta abajo está a la vuelta de la esquina, que los brotes verdes son una realidad y que si sigue pedaleando con fuerza, el futuro será maravilloso con una bicicleta de carreras profesional.

      LA BICICLETA ES EL SISTEMA SIN BICICLETA NO HAY SISTEMA, TODOS NOS APOYAMOS Y VIVIMOS DE CON Y PARA LA BICICLETA, EL DILEMA ESTÁ EN QUE NO SE PARE NO SE CAIGA, ANDE LIGERA. TIENE QUE HABER UNA PROPORCIONALIDAD ENTRE FUERZA Y MÁQUINA (ENGRANES CADENAS PLATOS PIÑONES) Y UN EQUILIBRIO ENTRE ESFUERZO Y CORRECTA ALIMENTACIÓN Y MUY IMPORTANTE TENER SIEMPRE LA BICI A PUNTO, SI CON TODO ESTO EL CICLISTA ES INTELIGENTE (F.C.) PARA DOSIFICAR EL ESFUERZO EN CADA MOMENTO DEL RECORRIDO, COMO DICE RAMÓN NO QUEDA OTRA QUE PEDALEAR Y CUIDAR DE LA BICICLETA.
      SALUDOS

  3. Parece lógico, y hasta imprescindible, que la Fundación Civil se organice mejor para ejercer un importante papel en la sociedad española en un plazo breve.

    Si a diario hablas con la gente en la calle recogerás opiniones que van en la misma dirección: estamos en una gravísima situación, no nos fiamos de los políticos, alguien tiene que hacer algo, no tenemos trabajo, no somos capaces de llegar a fin de mes ni de pagar nuestros gastos esenciales…

    Yo desconozco si la sociedad civil española en la situación y momentos actuales ha de estar fuera del Estado, contra el Estado, o a favor del Estado. Lo que si tengo claro es que algo ha de hacer antes de que lleguemos a otros indeseados caminos.

    Existen miles de voces clamando en silencio. Desde el interior de los partidos políticos es inútil que pretendas decir o proponer algo. Únicamente se tienen en cuenta las opiniones de quienes están cercanos a la cúpula de mando, aunque esa idea manifestada se encuentre por debajo de la línea que define la estupidez humana. Por otra parte los medios de comunicación tampoco recogen el sentir de los ciudadanos de a pie, porque sus manifestaciones mayoritarias son “políticamente incorrectas” y porque los enfoques generales de los medios van a otra cosa, por otros caminos.

    Somos muchas, muchísimas, las personas que echamos de menos los valores que sistemática y sibilinamente se han ido cargando. Hay muchísimas opiniones populares a tener en cuenta, las de los ciudadanos anónimos que día a día sufren las consecuencias de este desastre en el que estamos instalados; de quienes leen las noticias de los beneficios de Telefónica o del BBVA o del Santander, del reparto de todos esos millones de euros, de propuestas de despidos con cargo a las arcas del Estado, de despilfarros, de corrupción sin que nadie que robe devuelva ni un céntimo, de lo que se embolsan la mayor parte de las mediocres personas que constituyen la casta política, de cómo se gasta alegremente el dinero público, todavía hoy, tal como está “el patio”… Bien, pues todos esos ciudadanos anónimos necesitamos un cauce para que se escuche nuestro clamor, para que cambien las cosas, para que podamos vivir dignamente, con las necesarias limitaciones para pagar “la desfeita” que nos han organizado, para que quienes roban y han robado repongan lo sustraído, para que la justicia no trate a todos igual sino a cada uno como se merece, en definitiva para salir de este lodazal.

  4. Juan Luis Cebrián dando lecciones de democracia: ¡SOCORRO!

    Juan Luis Cebrián: “El funcionamiento de una democracia fuerte precisa de instrumentos de opinión pública que se alcen contra los abusos del poder y ejerzan la crítica y la denuncia. Una sociedad civilizada es aquella capaz de controlar y dirigir los cambios, y no perecer en la turbamulta que generan.”

    • Le guste el señor o no, lo que dice es el fin o sueño que bsucamos muchos. Otra cosa es que dichas palabras en la boca de éste o de otros, que son iguales, queden mal o suenen mal. Muchas gracias.

  5. La Sociedad Civil son aquellas islas a las que llego nadando una vez que ha volcado mi barca llamada Ciudadano.

    ¿Puedo, desde la isla que he escogido, luchar contra los que hicieron zozobrar mi barca?

    Necesitamos para ello, retomar fuerzas, que todos los náufragos de la isla nos organicemos y construir otra barca, con los medios que tengamos, que nos permita salir al encuentro de aquéllos.

    Difícil tarea. No imposible. Sí ilusionante.

    • Pero mientras cogemos fuerzas, debemos aprender que nadie, los ciudadanos, es mejor que nadie, y que cualquiera tiene capacidad para decidir lo que quiere. Imponer criterios, maneras, formas, opiniones, ideas/ideologías a otros por haber sido educado en la manera que fuere, no es de recibo. Las sociedades civiles están formadas por civiles, ciudadanos, y civismo, acto de los ciudadanos, y no es la libertad mía mejor que otra. Buen almuerzo, Eliseo.

      • Aquéllos, los que me hicieron zozobrar, son los que han olvidado que su única misión es la de representar y defender a los ciudadanos, con honestidad, sinceridad, valentía y resposabilidad.

        Aquéllos, no entienden de libertad, sino de poder.

        Un saludo cordial Osnofla.

  6. Cuando esta sociedad civil recoja a cientos de personas, que todavía no ocurre, y exponga con claridad sus ideas, bien definidas y delimitadas, no sólo económicas, que también, sociales, militares,de educación… ideas que son el producto de la propia sociedad civil y no de unos pocos, aunque se aceptan ideas de los mas cualificados… pues hasta que eso no ocurra no habrá ningún cambio de sistemas, y creo que es importante aprovechar los movimientos que hay en las calles como el del 15 de Mayo, al margen de que sea o no mayoritario, e incluir la ideología de esta gente en el proyecto. Esta es mi opinión.
    Saludos

  7. Estoy de acuerdo con Ramón. En España no hay sociedad civil. Por ello, todos los que tenemos esa misma conciencia, que busca el colectivismo de un grupo heterogéneo de personas que puedan influir en las decisiones públicas para buscar el bien común, debemos con ilusión y esfuerzo dar el paso para que la sociedad española evolucione y pueda obtener ese bien común deseado.

    un saludo,

    • Hola Angel,

      Dices bien:

      “…todos los que tenemos esa misma conciencia, que busca el colectivismo de un grupo heterogéneo de personas que puedan influir en las decisiones públicas para buscar el bien común…”

      Es eso lo que tiene que quedar no sólo claro sino patente en las palabras, en las acciones y sobre todo y muy subrayado en las actitudes.

      No de boca hacia fuera, que también (sobre todo para darlo a conocer), sino de mentalidad hacia dentro.

      Un saludo.

    • ¿A qué precio?, ángel. ¿Cuál es el precio que ese grupo persigue? Muchas gracias.

      • Todos tenemos un precio!

        El precio de ese grupo podría tasarse en cantidad de ilusión.

        ¿Cómo medir la ilusión?
        -Por el tiempo.

        Si con el paso del tiempo ese grupo no es capaz de obtener los objetivos para el cual fue diseñado, la ilusión se desvanecerá y el grupo con ella.

        A nivel individual, en mi caso, desde el primer minuto en el que he estado aquí, me ha valido para aprender de ese grupo, y por tanto, para crecer como persona.

        Por tanto, aunque el precio sea demasiado alto hay que luchar por cumplir el objetivo. Si no es posible, siempre tendremos la recompensa de haber podido compartir ideas, experiencias, opiniones que nos hagan converger hacia un ser humano más completo.

        un saludo,

  8. Yo pienso que la idea de sociedad civil responde a la necesidad del ser humano para defender sus legitimas ideas o intereses.

    Por tanto, la sociedad civil defiende intereses particulares frente a un Estado que debe velar por defender el interés General.

    Así, como ejemplo tenemos los Sindicatos que velan por el interés de los trabajadores y las Patronales, que defienden intereses empresariales.

    Lo ideal sería que ambas mantuvieran una relación de cooperación más que de enfrentamiento pero en la práctica pueden surgir conflictos de intereses que el Estado debe pretender conciliar.

    Por otro lado tenemos que el poder tiende a autoreforzarse. Si a mi para una campaña política me hace falta dinero quizás el poder político pueda ayudarme a conseguir superar esas dificultades pero mañana tendré que pagar ese precio con favores.

    Eso desequilibra la sociedad porque acaba imponiéndose un modelo en el que priman los intereses de particulares por encima de los intereses generales.

    Por ello, se debe favorecer un modelo en el que cada actor se mueva de forma independiente, respondiendo únicamente a los intereses de los miembros que los componen.

  9. Buenos días y muchas gracia a I. Landero por traer este articulo para la reflexión.
    Estoy de acuerdo con Ramon en que a día de hoy no tememos esa verdadera e influyente sociedad civil autónoma de los poderes públicos y partidos políticos. Es más, pienso que en algunos casos, las entidades de la sociedad civil, no representan ni los propios intereses de sus componentes.
    Un ejemplo reciente; que a mi me entender es muy significativo y en este caso refleja la actuación de una institución como es un Colegio de Abogados, el cual,”por motivos desconocidos”, no respaldo la denuncia del letrado Ignacio Peláez sobre el Juez Garzón por las escuchas telefónicas, donde este abogado vio vulnerados sus “derechos fundamentales y de comunicación y de ejercer libremente” su profesión. Motivo que podía inquietar a todo el colectivo.
    Si me permiten, en este ejemplo, yo aconsejaría no interpretar el trasfondo político, sino y si cabe aun más, el fondo de la cuestión y el comportamiento de esta institución –Colegio de Abogados- perteneciente a la sociedad civil y que no sabemos a que fines pretende asistir.
    Saludos cordiales,

  10. Recuerdo que, al principio de nuestro sistema democrático, existieron un montón de asociaciones.
    Unas, muy básicas, fueron las Asociaciones de Vecinos, a través de las cuales se llegaba, fundamentalmente, a los entes locales.

    Conforme fué transcurriendo el tiempo estas Asociaciones se rellenaron de “personajes políticos”, hasta que, prácticamente, han desaparecido.

    Llegados este punto pienso que al Sistema le interesa el silencio de la sociedad y ha procurado, por todos los medios, cortar aquellos cauces que nacieron como voces dela Sociedad Civil.

    • Solamente han estado de acuerdo en una cosa en los últimos años, mientras les ha dado el rédito necesario en votos, al montar las crispaciones las elevadas sumas de dichos votos: la violencia, en concreto de ETA. Decía en otro artículo, una terna sobre el asunto, que se titula: ¿desaparecida la violencia de ETA, podríamos decir que han desaparecido todas las violencias? Y esto que digo viene a cuento de lo que Usted expone, Piro. No han dejado de controlar lo controlable; y lo que no han podido, unos y otros, se lo han cargado o en ello están. No les interesa la Paz, la tranquilidad, que el Ciudadano piense y se involucre en actividades de su barrio o Ciudad, pues eso supone querer gestionar, controlar y no gusta. Es lo mismo que en un partido u organización, cuando alguien quiere estar o se pone, sin esperar a que le pongan, es decir, le elijan democráticamente, es que no quiere que nadie pueda controlar dicha estructura de poder. Por ello la mejor manera de gestionar es controlar. Y para controlar debemos elegir a los gestores, pero guardarnos el poder de quitarlos, sin más elecciones e historias, cambiarlo, estudiar sus errores y si son punibles castigarlos. Lo que la gente quiere es estar cerca del órgano de poder, aunque sea en la décima posición, y esperar que le llegue lo que sea. Nadie quiere asumir el protocolo de criticar, de ser distinto o diferente, a estos se les hecha o se les invita a irse. O si hace falta se les monta una de cuidado, por ejemplo recuerdo la discusión abierta entre Mario y Joaquín sobre sus respectivas opiniones en relación a los partidos, más en concreto hacía uno, si mal no recuerdo. Los defensores de Mario y de la Fundación, así lo entendí, se supone, se involucraron en la pugna llegando a decir cosas muy fuertes contra la persona y opinión de Joaquín, llegando incluso a dejar por escrito que la FC parecía la FA. Estas maneras y formas, son las que se utilizan para hacer silenciar las voces discrepantes en las estructuras organizativas de los ciudadanos para acallar sus voces. Es solo un ejemplo, directo de acontecimientos ocurridos por aquí, no es el único, pero si me impacto en demasía, más que nada porque a los días, justo después de la propia presentación de la Fundación, Joaquín dejó el Patronato de la misma, cada cual que opine lo que estime oportuno, y personas que habían pedido su cabeza, le dejaron mensajes de Paz y Amor. Es así la sociedad. Queremos cambiar pero no nos interesa que cambie o por lo menos según quien sea el que la cambie. Muchas gracias Piro.

  11. Gracias I.Landero por tu artículo.Como bien citas a través de Max Planick,a la acción práctica debe preceder el conocimiento.Los objetivos que necesita conseguir desde la Fundación Civil se han citado en numerosas ocasiones.La realidad es suficientemente ruidosa en cuanto a la utilización despótica,rayando lo inmoral de nuestros dirigentes,mil casos donde actuar.El citado “conocimiento”previo,o la posibilidad de la ciudadanía de hacerse con herramientas de ayuda,en este caso se ve amparada por personas como el Sr Conde y otros miembros,que son juristas,conocedores técnicos de la viabilidad…Y en eso creo,estamos.En propuestas,acciones…y seguramente la acción de la sociedad civil emergerá cuando sienta que es representada por personas que tiene ese conocimiento,ven planteamientos sólidos con los que se identifican,lo demás…acción.

  12. Muy interesante, bueno, correcto, eficaz, eficiente, y entusiasta escrito/artículo perfectamente expuesto. Nos trae Usted, Ignacio, unas propuestas, entre ellas las CSO, como ejemplos de lo que se debería o podría hacer o hacerse para dejar de hablar y con el “conocimiento y la causa” pasar a la acción. Sintetiza todo el mismo, me refiero al escrito, en la referencia de la Fundación y del fin que busca. Es loable y sensato, siempre que sean ideas de todos, y no solo ideologías de algunos. Y en esta estamos. Hace meses quise publicar una idea similar, LAS COOPERATIVAS DE CIUDADANOS, que se involucran totalmente en la gestión de sus recursos y por ende del Estado del cual son parte y el Todo. Y no pude conseguir que saliera publicado, entiendo que por varios motivos, entre ellos pienso que no estaban las cosas tan claras como ahora de por dónde deben caminar los asuntos civiles y cívicos. Pero, los expuse como aportaciones y cierto que no hubo mayor comentario, pocos, aunque selectos. Pero tampoco es de importancia notable, pues lo importante es el trabajo y hacía donde vamos. Y si ahora Usted nos trae estas líneas, quiere decir que las mentes se van abriendo y eso es lo que sí importa. Veo que se va produciendo un cambio sustancial en cuanto a la idea de que no es lo mismo “las jerarquías impuestas”, que “las jerarquías puestas por los ciudadanos, nombrando sus gestores directamente”. Y en este caso, Usted habla bien de que la Fundación pueda ser un motor hacia la consecución, no el único motor entiendo, sería demasiada presunción. Y yo le digo que, mucho trabajo deben hacer las gentes de la misma, pues no es solo hablar y de lo mismo y en el mismo tono, cabreándose cuando otros lo hacen en distintos a sus gustos. Es salir y manifestarse, aunque en la primera se convoque solo a una persona, ya llegarán. El prestigio lo da la fuerza interior de cada uno, la belleza que sale de sus adentros, la verdad de esos sentimientos puestos en la práctica. Para nada los suntuosos edificios de representación; las élites con cantidades de títulos o cátedras o puestos en prensa o en empresas tal y pascual O devolvemos el poder a los ciudadanos, al Pueblo, o simplemente buscamos hacernos con el poder y acabar siendo lo que criticamos en otros. Hay veces que las palabras, sí son las cosas. La riqueza interior y la fuerza que emana de ella, nunca podrá ser comparable a riqueza alguna exterior, pues la primera es sentida y de verdad, mientras que la segunda es querida y deseada también de verdad. La diferencia es tremenda de una a la otra, pero las diferencias existen pues sin tales seríamos felices, habría Paz, Amor, Armonía, democracia y Libertad. Y precisamente como pocos, muy pococs somos los que buscamos eso, los demás se empecinan en generar disputas violentas para hacerse notar y seguir donde están.
    ¡Éxitos a las personas de buen corazón, de buenas obras, y de riquezas interiores!.

  13. El pasado miércoles día 11 y como post al artículo de MC ¡Atrévase a votar en blanco!, PIRO a las 18,17h. nos dejó un excelente artículo de Manuel Jiménez de Parga, catedrático de Derecho Político y presidente emérito del Tribunal Constitucional, que bajo el título “Los partidos, imprescindibles…….por ahora” viene muy a cuento con lo que el artículo de hoy nos convoca.

    Os recomiendo encarecidamente su lectura y para captar vuestra atención, es decir, para abrir boca, os dejo algunas pequeñas muestras de su claro y, en mi opinión, magnifico contenido:

    “A casi nadie satisface el sistema actual de partidos políticos. Quizás, a nadie. Pero no se ha encontrado todavía una solución mejor de agentes en la vida política.”…

    “La sociedad civil es una abstracción, incapaz, como tal, de sugerir programas de actuación política, promocionar candidatos o ejercer las funciones cívicas básicas; se compone de ciudadanos que se expresan políticamente con la ayuda de los grupos que potencian el quehacer individual. Los partidos son insoportables en cuanto pretenden monopolizar la representación de todos los grupos e intereses sociales, pero su supresión dejaría el campo libre a los grupos sociales más poderosos para imponer sus pretensiones a los sectores más débiles. Aquellos integran a una minoría de privilegiados y éstos se componen de la mayoría, pero sin capacidad de presencia en el escenario y sin recursos para afrontar con éxito el combate político.”…

    “Pero la sociedad civil, como acabo de apuntar, autogobernándose con sus instrumentos propios, cuyos nombres nos eran machaconamente repetidos en una época no muy lejana -familia, municipio y sindicato- genera un orden menos estimable que el producido por el sistema de partidos, libremente creados y que compiten por el poder.”…

    “Si se alcanzara una cota en la que más de la mitad de los ciudadanos estuviesen afiliados a dos o más entidades no políticas, los partidos podrían quedar marginados. Los miembros de la sociedad civil harían valer sus aspiraciones por medio de estos instrumentos no políticos de participación. Sería otra manera de ser y convivir.”…

    “El ciudadano desearía que los partidos afrontasen y resolviesen los problemas que más le preocupan. Sin embargo, tanto en los Parlamentos como en los debates en los medios, los políticos profesionales se ocupan de asuntos marginales, o que la gente valora como tales, mientras que las cuestiones graves se aplazan indefinidamente o ni siquiera se plantean.”…

    Para los que no lo hubieseis ya leído, creedme, no tiene desperdicio.

  14. Estado y sociedad civil han de ser UNO. De lo contrario lo que se fomentará será un lugar para el desahogo del pueblo y poco más.

    ¿Qué significa que el estado sea la sociedad civil? muy simple. Que la política, las formas de llegar a todos y que todos seamos representados y podamos contribuir al bien común han de cambiar.Para ello el concepto de partidos políticos ha de desaparecer. Las ideologías no pueden ser parte de una forma de aportar ideas y soluciones(es todo lo contrario). No es de recibo votar a un partido y darle carta blanca durante 4 años. Puede que ese partido sea bueno en materia de política económica, pero un desastre en otros ministerios. Puede que en materia económica tengan algunas buenas soluciones, pero seguro que no todas. ¡¿Por qué hemos de conformarnos con una pequeña parte de todas las ideas?! ¡¿Por qué hemos de despreciar al resto de ciudadanía(creatividad) si lo que interesa es el bien de tods?!. ¿O no es eso lo que queremos? ¿O es la política un medio para un fin personal basado en la ambición personal conaltas dosis de sectarismo y apoltronamiento? Mi padre es un buen ingeniero… Pero no por ello le voy a dejar llevar mis finanzas, gestionar mis seguros o asesorarme en temas inmobiliarios si hay alguien mejor y más preparado. ¿Por qué conformarnos con la mediocridad? La política es un brindis a la mediocridad. Es ineficiente si de lo que se trata es de conseguir la excelencia.

    Discursos del tipo, a favor de, en contra de… son razonamientos del pasado. Hay un barco y todos debemos de remar, cada uno aportando lo mejor que tenga, en una misma dirección… Todo sistema que engendre división ha de ser superado y trascendido.

    Gracias Ignacio, tema de vital importacia.

Trackbacks/Pingbacks

  1. pr agencies auckland - 30 noviembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.demo.getlisted.co.nz/pr-agencies-auckland

  2. clairvoyant psychic readings - 5 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.ofis.getlisted.co.nz/

  3. How To Treat Yeast Infections - 6 diciembre 2011

    Yeast Infection Treatment…

    […]the following are a few url links to internet pages which I connect to as we feel they are worthwhile visiting[…]…

  4. how much is a wof - 6 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.driversday.getlisted.co.nz/where-can-i-drive-a-race-car

  5. Tour 2012 - 6 diciembre 2011

    Trackback…

    […]of course like your web-site however you need to test the spelling on quite a few of your posts.[…]…

  6. Entry Level Mechanical Engineering Jobs - 7 diciembre 2011

    Entry Level Mechanical Engineering Jobs…

    Entry Level Mechanical Engineering Jobs…

  7. Angry Birds Free Online - 7 diciembre 2011

    Angry Birds Online…

    […]here are some url links to sites I always link to seeing as we believe they really are worthwhile visiting[…]…

  8. forklift hire auckland - 9 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.melrosevillage.getlisted.co.nz/rest-homes-tauranga

  9. pumps - 13 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.ofis.getlisted.co.nz/

  10. hausmittel gegen pickel - 13 diciembre 2011

    great article…

    examine out my own…

  11. rest homes - 14 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.pitstop.getlisted.co.nz/how-to-service-a-car

  12. libra horoscope for today - 23 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.lighthouse.getlisted.co.nz

  13. true nutrition - 25 diciembre 2011

    ………..

    My partner and i guess for now i’ll accept book-marking and incorporating your own Feed for you to our Search engines consideration. We look ahead to fresh improvements and definately will share this specific website using my personal Myspace team….

  14. homes nz - 26 diciembre 2011

    Sites You Should Check Out…

    http://www.driversday.getlisted.co.nz/where-can-i-drive-a-race-car

  15. greenfellas fencing supplies uk - 27 diciembre 2011

    … [Trackback]…

    […] Informations on that Topic: fundacioncivil.org/2011/05/punto-critico-hacia-donde-va-la-sociedad-civil-espanola/ […]…

  16. glass balustrade - 4 enero 2012

    Sites You Should Check Out…

    http://www.xpanda.getlisted.co.nz/screen-doors-nz

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.