Pensamiento único en la Economía

     Se  acaba de publicar en  Alemania un libro titulado “ Reflexiones sobre Alemania, año 2011-2012”. Lo editan los impulsores de la página web www.nachdenkseiten.de ( Páginas de reflexión, se podría traducir). Para comprender el sentido y el significado,tanto de ese libro como de la citada página, nada mejor que referirse al prólogo que el economista Peter Bofinger ha escrito sobre ese libro.

     Peter Bofinger  forma parte del denominado Consejo de los cinco sabios, un órgano formado por cinco economistas, que asesora al Gobierno y al Parlamento  alemán en cuestiones económicas. Su prestigio es inmenso, pues puede comprenderse que no cualquiera puede acceder a ese Consejo de sabios. Lo que sigue son palabras de Bofinger, que bien podrían trasladarse también a nuestra España. Con esa finalidad de romper aquí también con el pensamiento único,  único traigo este texto :

     Cuando empecé a estudiar Economía hace 38 años, esa disciplina era aún plural, en cierto modo. Había diferentes opiniones, y existían distintas propuestas para solucionar los problemas económicos. Había economistas que estaban fuertemente influenciados por Keynes,y también otros que preferían seguir la escuela de Chicago. Y entre ambas escuelas, había también más corrientes.

     Hoy todo esto ha cambiado enormemente. Los análisis y las soluciones que se realizan, están dominados por una única escuela, que es la variante alemana de la escuela de Chicago. Sus recomendaciones son: bajar los impuestos, los sueldos, ahorrar, privatizar, desregular, los mercados no equivocan nunca….

     Esa visión unilateral y dogmática de los economistas se refleja también en muchos medios de comunicación. La opinión de los denominados expertos y de poderosos grupos de intereses económicos, acaba influyendo en los responsables políticos, que ya no se ven libres de escoger , entre diferentes posiciones, las propuestas más razonables. Ya sólo vale lo que se decía en los tiempos de Margaret Thatcher : There is no alternative – TINA – .

     Pero los economistas no son científicos al uso. Siempre hay alternativas, y sobre todo, hay diferentes prioridades y objetivos. TINA no es sólo algo falso, sino sobre todo puede resultar algo muy caro.

     Por eso todos tenemos interés en que la Política sea influida por una Dirección pragmática, que atienda las diferentes opciones realmente existentes.

     Precisamente esta página web de Nachdenkseiten.de , ofrece alternativas a este respecto. Considero que esta página web es un elemento vivificante, y no sólo del debate económico. Por eso saludo la edición de sus textos más importantes en la forma de presente libro.

     Las páginas  de Nachdenkseiten.de  son una fuente diaria de información para todos aquellos que quieren tener ideas propias y que deseen buscar soluciones buenas a nuestros grandes problemas.

     Los lectores de Nachdenseiten.de , observarán cómo se nos ha martilleado con el concepto de crisis de la Deuda. Cuando lo que tenemos en realidad es una crisis de la Economía financiera y de los Bancos, porque estos se han dedicado a la especulación , en lugar de ofrecer una sólida financiación a la Economía.

     La crítica a lo existente no significa ser destructivos, ya que también puede conllevar aportaciones para mejorar lo existente. En el libro que prologo, existe, junto al pensamiento crítico, también un pensamiento constructivo y positivo.

     Termino aquí con el resumen de este sabio economista. Su razonamiento me parece muy oportuno: no seamos tan maximalistas pensando que, frente a la única política económica practicada estas últimas décadas – la neoliberal- , sólo cabe la política ya fracasado del socialismo real. No. Existen más alternativas, que no pasan por el  totalitarismo, por supuesto. Por ejemplo: la política de una regulación diferente del sistema financiero, que obligue a los Bancos a conceder créditos productivos, es decir, créditos destinados a las empresas,  para sus inversiones en la creación de bienes y servicios. Sólo así se logrará un crecimiento económico sin inflación, logrando crear empleo. Esto lo hicieron países como los asiáticos, cuando crecieron espectacularmente. Luego volvieron a las políticas neoliberales de dejar absoluta libertad a los Bancos, y éstos, dedicándose a conceder preferentemente créditos con finalidades especulativas, trajeron la presente crisis.

Twitter Digg Delicious Stumbleupon Technorati Facebook Email

Comments are closed.